Acondicionamiento

  • Desde el 2015 se han distribuido 1300 aulas prefabricadas y se efectuaron trabajos de acondicionamiento, en beneficio de los colegios de zonas rurales.

Lima, 08 de julio de 2016.- El Programa Nacional de Infraestructura Educativa (PRONIED), del Ministerio de Educación, en su objetivo de asegurar las condiciones adecuadas para que los más de cinco millones de escolares desarrollen sus clases en ambientes óptimos, ha efectuado desde el 2015 una serie de acciones con la finalidad de afrontar las heladas y el friaje que cada año se presentan en las zonas altoandinas y de la selva.

Aulas prefabricadas 

En el 2015, el PRONIED distribuyó 1000 aulas prefabricadas y 300 kits de pararrayos a las regiones altoandinas, con una inversión de S/ 90 millones; mientras que en el 2016, se distribuyeron 300 aulas prefabricadas y 90 kits de pararrayos, por un monto de S/ 26 millones 949 mil. Las regiones beneficiadas fueron Cusco, Huancavelica, Puno, Ayacucho, Cajamarca, Apurímac, Huánuco, Pasco, Áncash, Arequipa, Tacna y las provincias de Lima.

Dichas aulas tienen antecámaras que capturan el calor generado por los rayos solares durante el día y lo transmite al interior. Así, se consigue una temperatura adecuada dentro del aula, reduciendo así el riesgo de que los niños contraigan enfermedades respiratorias a consecuencia del intenso frío.

Las aulas prefabricadas han sido distribuidas en coordinación con las autoridades de los gobiernos regionales y locales, quienes tienen el compromiso de instalarlas en las instituciones educativas, priorizando las que estén ubicadas en las zonas de mayor altura.

Acondicionamiento y confort térmico 

El PRONIED, a través del Programa de Reducción de la Vulnerabilidad y Atención de Emergencia por Desastres (PREVAED), ejecuta trabajos de acondicionamientos y confort térmico en locales escolares de nivel inicial y primaria de las zonas rurales.

En las zonas de la sierra se acondiciona un invernadero cuyo objetivo es mantener el calor y redistribuirlo al interior de las aulas; asimismo, un vestíbulo en el cual los niños pueden cambiarse de ropa antes de ingresar al aula, sin sufrir cambios bruscos de temperatura. Además, se aísla el piso con aserrín o lana de oveja a fin de conservar una temperatura cálida.

Por su parte, en la selva, se amplían los vanos de las ventanas y se colocan sistemas corredizos. De esta forma, en época de friaje se cierran las ventanas para proteger a los estudiantes, mientras que en tiempos regulares, con el calor propio de la Amazonía, se abren para mantener una adecuada temperatura.

Igualmente, se instalan mosquiteros, elevan cielorrasos y colocan doble techo, a fin de asegurar la circulación del aire.

Durante el 2015 se ejecutaron trabajos en 21 instituciones educativas, los cuales se encuentran culminados, con una inversión de S/ 1 millón 255 mil 439 soles; en tanto, este año 2016 se programó la atención de 40 colegios, con una inversión de S/ 3 millones 912 mil 2 soles. Además se ha programado para el 2017 atender a 40 colegios adicionales.

Estas acciones para afrontar las heladas y el friaje son solo una parte de todo el trabajo que viene realizando el PRONIED desde el 2015, con la ejecución de obras directas, transferencia de recursos para construcción de colegios y mantenimiento de locales escolares, entre otros, con el firme propósito de asegurar las condiciones adecuadas.

Asimismo enfatizar que PRONIED desarrolla una estrategia planificada multianual de atención permanente y sostenible para asegurar la continuidad de los servicios educativos frente a estos eventos climáticos estacionales.

APF